Caballero ve en el PSdeG la receta contra la «derecha reaccionaria»

En busca de un hilo directo con el Gobierno central y de alejar el bastón de mando de «la inestabilidad e incapacidad» de los gobiernos del PP. Con esos objetivos llegaron a Ferrol la portavoz parlamentaria del PSOE, Adriana Lastra, y el secretario xeral del PSdeG, Gonzalo Caballero, donde brindaron su apoyo al candidato del partido a la alcaldía ferrolana, Ángel Mato.

Caballero quiso hacer hincapié en lo favorable de las encuestas para el Partido Socialista en las diferentes localidades gallegas. Y esos resultados son los que hacen que el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, esté «muy nervioso», aunque Caballero situó el comienzo de esos nervios en la noche de las elecciones generales del 28 de abril, que se saldó con un mal resultado para los populares.

Además, acusó al mandatario gallego de «intentar confundir» al electorado, aunque ya pronosticó que ese ejercicio no le funcionará al presidente. El secretario xeral ahondó en su proclama habitual, que recuerda que si los números dan, habrá gobiernos en Galicia de PP, Ciudadanos y Vox con un alcalde de la «derecha reaccionaria». Con todo, es improbable que Vox acceda al reparto de escaños en las ciudades gallegas, mientras que Ciudadanos seguirá contando con toda probabilidad con un papel testimonial en la política gallega.

La portavoz en el Congreso quiso tirar del mismo hilo, afirmando que si «la derecha suma, la derecha gobierna». Acto seguido se dedicó a poner en valor las actuaciones del Gobierno de Pedro Sánchez, ya que a su juicio tuvo que «ser un Gobierno socialista el que adquiriera el mayor compromiso» con la aprobación de un nuevo contrato para Navantia. Asimismo, recordó que la localidad departamental tuvo «un cúmulo de problemas, de circunstancias adversas que impedían que avanzara», como recoge Europa Press.

Y para que esos problemas no se repitan y haya más comunicación con el Estado, Lastra ve necesaria la victoria en Ferrol de Mato, del que puso en valor su «capacidad, rigor o seriedad».

No solo eso, sino que llegó a comentar su «insistencia» llamando a Madrid para conseguir desencallar los asuntos más espinosos con respecto a la localidad.

Negociaciones y sacrificios
El partido electoral se sigue jugando con intensidad en todas las provincias, ciudades y pueblos de Galicia. Y según se acerca el clímax del escrutinio de la noche del 26 de mayo, los mensajes suben de tono. Ayer el candidato socialista a la alcaldía de Orense, Rafael Rodríguez Villarino, habló de negociaciones para un acuerdo entre el presidente de la Diputación de Orense, Manuel Baltar, y el candidato de Democracia Ourensana, Gonzalo Jácome.

El pacto sería sencillo, y serviría para que el PP retuviese el órgano provincial, a cambio de que Jácome se convirtiese en el alcalde de la ciudad de As Burgas. Jácome se erigió estos últimos años como uno de los principales críticos de la gestión de Baltar al frente de la Diputación, pero según Villarino los dirigentes podrían enterrar el hacha de guerra.

Para que el acuerdo funcione, aventuró el candidato, Baltar podría sacrificar al actual alcalde, Jesús Vázquez, en la actual «desesperación» del líder provincial, recoge Efe. Si se repiten los resultados de las generales el PP podría perder este organismo.

Share Post :